Web 2006-2010

Visita la web anterior de la Plataforma.

Sindicatos y patronal ultiman llevar la moderación salarial hasta el 2014

José Luis Rodríguez Zapatero instó a las partes a acelerar las negociaciones | El pacto vigente fija subidas de entre el 1% y el 2% para el 2011 y de entre 1,5% y 2,5% para el ejercicio 2012

Conchi Lafraya
Madrid

La extraordinaria volatilidad de los mercados bursátiles este mes, la rigurosa consolidación fiscal impuesta por Bruselas y la compra de deuda española por parte del Banco Central Europeo han sido factores determinantes para que el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, se haya visto obligado a abrir nuevos frentes para que España cumpla con sus compromisos y no sea rescatada.

Además de la reforma de la Constitución ya anunciada, y los posibles cambios fiscales y en materia laboral que el Ejecutivo hará públicos hoy, Zapatero ha pedido arrimar el hombro a patronal y sindicatos en un tema que lleva más de dos años coleando: la moderación salarial hasta el 2014, cuya vigencia actual llega hasta el año 2012.

El pacto vigente hasta ahora fija subidas de entre el 1% y el 2% para este año y de entre el 1,5% y el 2,5% para el próximo. El pasado miércoles hubo una reunión técnica breve entre CEOE, UGT y CC.OO. para avanzar en el siguiente pacto.

Todo apunta a que esta reunión, donde también se analizó cómo va el comportamiento de la negociación colectiva en el 2011, surgió a raíz de un encuentro secreto celebrado el pasado 17 de agosto entre José Luis Rodríguez Zapatero, Juan Rosell (CEOE), Cándido Méndez (UGT) e Ignacio Fernández Toxo (CC.OO.). En este contexto, además, la actual coyuntura obligó a adelantar el encuentro de toma de contacto, ya que estaba previsto para principios de septiembre.

En el encuentro de los primeros espadas, el presidente solicitó moderación salarial a las partes hasta el 2014. Uno de sus argumentos fue que España tiene que cumplir con un escrupuloso calendario de reducción del déficit del 6% en el 2011, del 4,4% en el 2012 y del 3% en el 2013.

Por ello, la prolongación de la moderación salarial sería una medida más para contribuir al citado objetivo. Fruto de esa reunión, al día siguiente, ambas fuerzas sindicales enviaron una carta al presidente del Gobierno con sus argumentos “para dinamizar el ritmo de actividad de la producción española con una distribución de los esfuerzos más equilibrada entre la población”.

En la misma, afirman que para que se suscriban los convenios correspondientes al 2011 “tiene que desbloquearse la negociación colectiva”. Y añaden que este retraso está afectando al poder adquisitivo de los trabajadores, ya que el IPC está por encima del 3% y, no así, sus salarios.

La carta recoge que el incremento salarial revisado se sitúa entre el 2,2% y el 1,6% en los convenios nuevos.

Pese a la citada primera toma de contacto entre patronal y sindicatos, ambos organismos llevan toda la semana emitiendo comunicados y criticando las modificaciones que introducirá hoy el Gobierno en materia laboral. CC.OO. y UGT escribieron ayer mismo una misiva conjunta para rechazar la limitación de encadenamiento de contratos temporales. A su parecer, esta modificación no contribuirá a firmar contratos indefinidos; sino que perpetuará la temporalidad. Según sus datos, “de los contratos temporales firmados en el segundo trimestre del año 2011, casi el 33% tenían un plazo inferior a seis meses”. Cuando en su opinión, la forma de romper la excesiva temporalidad es “con mayor peso de sectores que requieran trabajadores cualificados”. Por su parte, la CEOE y la Cepyme critican que no se modifique el contrato a tiempo parcial.

Las novedades previstas

Sin límites para encadenar contratos temporales

El borrador manejado esta semana por el Gobierno recoge eliminar los límites para encadenar contratos temporales. Hasta ahora, la limitación estaba fijada en dos años y recogida en el artículo 15.5 del Estatuto de los Trabajadores. Los sindicatos consideran una provocación que la propuesta salga adelante, ya que fue uno de los logros que consiguieron introducir en el año 2006 para poner coto al abuso de los contratos temporales. Según el borrador, las empresas no tendrán que hacer fijos a los empleados que en un periodo de 30 meses hubieran tenido dos o más contratos durante 24 meses, seguidos o no, en la misma empresa para cubrir el mismo o diferente puesto de trabajo, tal y como sucede ahora en virtud de lo que fija el citado artículo del Estatuto de los Trabajadores.

Por el contrario, la CEOE y la Cepyme aplaudirán si esta modificación acaba incluyéndose en el decreto ley. Posiblemente, sea el guiño que Zapatero lance a los empresarios a cambio de no flexibilizar el contrato a tiempo parcial, una de sus viejas reivindicaciones.

Contrato de aprendizaje para jóvenes

Empresarios y fuerzas sindicales son conscientes de que hay que tomar medidas para atajar el paro juvenil, que llega al 40% y dobla la tasa media. El Ejecutivo analizará hoy, y posiblemente aprobará, la creación de un nuevo contrato dual de aprendizaje para jóvenes de entre 16 y 30 años. CC.OO. y UGT critican “que la duración máxima del contrato es excesiva, ya que se puede dar el caso de que haya personas que concluyan su periodo formativo con 33 años”. Para ambos sindicatos, “la edad máxima debe de ser hasta los 21 años; no obstante, con carácter excepcional podría establecerse hasta los 25 años por un periodo transitorio de dos años”. También defienden que la duración del contrato tiene que ser como máximo de dos años y sólo excepcionalmente de tres.

A su parecer, para que este nuevo modelo tenga éxito tienen que regularse aspectos relacionados con prácticas laborales, becas y tutores.

Quizás sea el primer paso para contratar a jóvenes, como Zapatero reclamó a los empresarios en la última reunión en la Moncloa.

La Vanguardia.com
29-08-2011

You must be logged in to post a comment.