Web 2006-2010

Visita la web anterior de la Plataforma.

El precio de la gasolina no baja tanto como el del petróleo

El precio del petróleo cae a mínimos en cinco años pero no se ve reflejado en los combustibles y Competencia denuncia que las gasolineras aumentan sus márgenes | Los operadores apuntan que el coste del petróleo sólo marca el 35% del precio final del carburante | Los operadores tienen más margen de beneficio respecto a otros países de la UE
Economía | 12/12/2014
Cualquiera que utilice el coche de forma usual se habrá percatado de la bajada de precios de la gasolina en los últimos meses. El precio del petróleo ha tocado mínimos de los últimos cinco años. El barril de Brent, la referencia para Europa, ha caído por debajo de los 63 dólares por primera vez desde septiembre de 2009 esta semana y acumula un descenso del 45% desde junio. No obstante, el precio de la gasolina no ha bajado en proporción al descenso del coste del crudo. 
El precio del gasóleo y de la gasolina se ha abarato en la última semana hasta más de un 3% y se ha situado en mínimos en los últimos cuatro años. Según el Boletín Petrolero de la Unión Europea (UE), el litro de gasolina ha caído un 3% respecto a la semana pasada, hasta situarse en los 1,253 euros; y el de gasóleo, un 2,68%, hasta los 1,195 euros. Con los nuevos precios, el llenado de un vehículo de gasolina con un depósito de 55 litros cuesta de media 68,9 euros y el de uno de gasóleo supone unos 65,7 euros. Estas cifras marcan un abaratamiento de la gasolina de más del 11% desde septiembre y un 9,74% en el caso del gasóleo. Desde principios de año, los descensos registran cerca de un 11% y un 9,5%, respectivamente.
La denuncia de Competencia con los datos de octubre
España es un país importador de petróleo y la divisa de referencia en este mercado es el dólar. Las políticas de expansión del Banco Central Europeo (BCE), con el fin de estimular el crecimiento en la zona euro, han provocado la depreciación de la divisa europea respecto al dólar. Eso provoca que pese a la bajada de precios de la materia prima, con el cambio de moneda, la caída del coste del crudo se nota menos. Aun así, hay un desajuste entre esa disminución y lo que paga el consumidor en España.
La semana pasada, la Comisión Nacional de los Mercados y de Competencia constató estas bajadas pero destacó que los márgenes brutos promedio que obtienen los distribuidores de gasolinas aumentaron en octubre respecto a septiembre. Son 17,9 céntimos por litro de gasolina, un aumento del 5,1%; y 17,3 céntimos por litro de gasóleo, un 3,4% más. 
En España los carburantes son más baratos que en el resto de la UE porque hay menos presión fiscal pese a las subidas del IVA, los impuestos y los nuevos gravámenes al biodiésel. Sin embargo, los márgenes que se obtienen en España antes de impuestos son mayores que en otros países miembro como Francia. Las gasolineras perciben 35 céntimos por litro de gasolina más que en el promedio de la UE, y 30 céntimos más por cada litro de gasóleo, según el boletín del ente comunitario. Según el informe de Competencia, los precios del gasóleo sin incluir las tasas están entre los más altos de Europa, en 65,5 céntimos por litro frente a los 62,5 de la media europea.
Competencia denunció que los precios de la gasolina sólo cayeron un 3,4% en octubre, por un 9,1% en los mercados internacionales y el del gasóleo un 3%, por un 6,9% de los países extranjeros. Además acusan -algo que ya hizo en el pasado su órgano predecesor- a las gasolineras de pactar precios para mantener los márgenes. 
La AOP responde que el coste del petróleo sólo marca un 35% del precio final
La Asociación Española de Operadores de Productos Petrolíferos (AOP), respondió al informe de Competencia asegurando que el coste del petróleo sólo determina un 35% del precio final y que sus empresas solo tienen capacidad para fijar precios en menos del 20% de las gasolineras del país. Concretamente, apuntan que las bajadas de la materia prima tienen un peso del 39% en el precio de la gasolina y del 33% en el del gasóleo.
En un comunicado, afirmaban que no existen “ni cohetes ni plumas”. Esa expresión significa que cuando el precio del petróleo baja, tarda en bajar el del carburante y cuando pasa lo contrario la gasolina se encarece de inmediato. También se han defendido de la denuncia del incremento de los margenes asegurando que se tiende a confundir las ganancias de los operadores con el margen de distribución, que tiene un peso del 11% e incluye costes como la logística, el transporte, las reservas estratégicas o los biocarburantes.
Leer más: http://www.lavanguardia.com/economia/20141212/54421291785/precio-gasolina-baja-petroleo.html#ixzz3MBpPHMNj
Síguenos en: https://twitter.com/@LaVanguardia | http://facebook.com/LaVanguardia

You must be logged in to post a comment.